Reformas laborales: mirando al futuro - Funcasblog
Logo Funcas

Reformas laborales: mirando al futuro

Comparte esta entrada

Lo dijo el director general de Funcas, Carlos Ocaña, en la presentación de la conferencia: muchos de los retos de la economía española —la reducción del déficit y la deuda, la sostenibilidad de las pensiones, el propio crecimiento económico—  sólo se podrán resolver en la medida en que se mejore el funcionamiento del mercado de trabajo. Por eso, el acto “Reformas laborales en Europa: ¿Qué ha funcionado, y qué no?”, celebrado el pasado 31 de marzo y coordinado por Raymond Torres, director de Coyuntura de Funcas,  pretendió aportar un análisis pausado en un área económica de gran calado. Como puso de relieve el director general, el objetivo era ampliar el debate sobre las reformas laborales en España más allá de elementos como el coste del despido o el contrato único, que habitualmente centran el foco en nuestro país, y homologarlo al que se sostiene en otros países de nuestro entorno, abordando otros frentes, como la negociación colectiva, las políticas activas de empleo o la flexibilidad. Así, el planteamiento de la conferencia fue el análisis de la manera en que en Europa se afrontan las nuevas realidades laborales, mirando hacia el futuro más que hacia el pasado, y extraer conclusiones que puedan ser útiles en nuestro país.

Para ello, un primer panel de la conferencia conformado por expertos europeos hizo un recorrido por las experiencias de las reformas laborales en el viejo continente. Iain Begg, profesor de la London School of Economics, trazó el panorama general de las reformas europeas y comenzó ahondando en el contexto en el que se han llevado a cabo, enumerando tanto las motivaciones para ponerlas en marcha como los condicionantes que rodearon su implementación, entre ellas las restricciones presupuestarias o la existencia de nuevas ideas para el estado del bienestar en torno al enfoque de la “inversión social”. Tras enumerar las diversas categorías objeto de las reformas y también las fases en las que se aplicaron, Begg expuso los principales resultados obtenidos por el conjunto de las mismas. Sus conclusiones: las reformas laborales europeas son un campo con un importante potencial innovador que cuenta con un creciente número de herramientas y en el que, además, los resultados dependen del diseño inicial y del procedimiento elegido para llevarlas a cabo.

A continuación, Werner Eichhorst, director de análisis de políticas de empleo del instituto IZA, repasó los principales logros de las reformas laborales alemanas ejecutadas a lo largo del siglo XXI. En primer lugar, examinó las conocidas como ‘reformas Hartz’ puestas en marcha, a diferencia del resto de países europeos, antes de la gran recesión. Eichhorst desgranó los distintos ‘paquetes’ reformistas, dirigidos a aumentar la población activa, que combinaban medidas de fomento del empleo y políticas activas con el recorte de algunas prestaciones sociales y, en último término, la creación de los célebres ‘minijobs’. También repasó las reformas llevadas a cabo desde 2010 y los impactos de la desregulación del trabajo temporal, la implantación de un salario mínimo y la reintroducción de la jubilación anticipada.

La última ponente de la mesa, Marie-Claire Carrère-Gée, presidenta del Consejo de Orientación para Empleo (COE) de Francia, dirigió su intervención a los impactos de la digitalización sobre el empleo, subrayando que anteriores revoluciones tecnológicas se han saldado con un mayor número de empleos. Carrère-Gée explicó que en el caso actual ya se han producido cambios significativos en el mercado laboral, de los que se benefician los perfiles más cualificados y que hacen más complejos los puestos de trabajo. La experta concluyó detallando los principales hallazgos de un estudio en la materia llevado a cabo por su organización, entre los que destacan datos como que sólo un 10% de los empleos actuales corren peligro de desaparición, mientras que un porcentaje mucho mayor, aproximadamente la mitad, se verán transformados por la digitalización y la automatización.

El caso español

El profesor Miguel Ángel Malo, de la Universidad de Salamanca, fue el encargado de abrir la segunda parte del acto, centrada ya en el mercado laboral español y que se enfocó abiertamente sobre la dualidad y la temporalidad. Para ello, Malo aportó una visión de conjunto de las sucesivas reformas llevadas a cabo en nuestro país, de las que subrayó su escasa efectividad a la hora de reducir la temporalidad: “la temporalidad cayó con la crisis, no con reformas”, dijo, y explicó que este fenómeno no es exclusivamente español. El profesor Malo se mostró también escéptico sobre la opción de revertir las reformas ya ejecutadas y proclamó que deshacer las figuras jurídicas que trajeron la temporalidad no supone la vuelta al escenario inicial. Finalmente, cerró su intervención valorando las opciones disponibles para una posible nueva reforma del mercado laboral español y apuntando algunos requisitos que tener en cuenta a la hora de afrontarla.

Reformas laborales

Desde la perspectiva empresarial, la directora de Economía del Círculo de Empresarios, Alicia Coronil, tampoco se mostró partidaria de deshacer las reformas. Coronil puso el acento en la necesidad de cambios más allá de la regulación, en concreto a través de mejoras en la educación y en la formación que permitan un mejor encaje de los trabajadores en un mercado transformado por la digitalización y la innovación. Además, Coronil abogó por incentivar el crecimiento de las empresas —apuntó que, en general, las empresas de mayor dimensión cuentan también con mayor estabilidad laboral y salarios más elevados— eliminando umbrales fiscales o ciertos requisitos legales.

También Carlos Martín, responsable del gabinete económico de Comisiones Obreras, abogó por dar pasos en el mercado laboral más allá de la reforma y explicó que, a su juicio, debe haber cambios también en otros ámbitos; puso como ejemplos la práctica de la contratación en cascada, que fomenta la precarización, o las diferencias a nivel de fiscalidad o de acceso a la financiación de las pequeñas y las grandes empresas.

Cerró el acto Pablo Hernández-Lahoz, secretario general técnico del Ministerio de Empleo y Seguridad Social, con un resumen de los principales resultados de la reforma laboral de 2012, los datos de recuperación de empleo y un esbozo de las principales iniciativas programadas por el Ministerio para esta legislatura.

Comparte esta entrada