Efectos espaciales en el gasto público municipal. Evidencias en el período 2010-2012 - Funcasblog
Logo Funcas

Efectos espaciales en el gasto público municipal. Evidencias en el período 2010-2012

Comparte esta entrada

Los ayuntamientos son las administraciones públicas más próximas al ciudadano y sobre ellos recae la responsabilidad de suministrar los servicios más básicos. Un buen número de factores determinan la distribución de sus presupuestos. Las específicas características de cada municipio, en relación a su estructura demográfica y económica son los más importantes, aunque otros como la ideología política de sus habitantes o la geografía del municipio también tienen su importancia.

Pero, no son solo factores indoor –en referencia a las características específicas de cada municipio– los que determinan la política de gasto, sino que otros factores outdoor, fruto de las interacciones con los municipios de su entorno, también son relevantes. Es justo esta cuestión, el estudio de las interacciones espaciales y efectos de desbordamiento en las políticas fiscales de los gobiernos locales, la que centra la presente investigación. De esta forma, el principal objetivo de este trabajo es aportar nuevas evidencias sobre las (dis)similitudes del gasto per cápita entre municipios vecinos en seis de los programas que tienen un mayor impacto sobre los servicios que se prestan al ciudadano: seguridad y movilidad ciudadana; vivienda y urbanismo; bienestar comunitario; servicios sociales y promoción social; educación y cultura. La información analizada corresponde al gasto per cápita (GPC) en euros corrientes para los años 2010, 2011 y 2012 de los 3.222 municipios españoles con más de 1.000 habitantes.

El análisis de esta información se ha estructurado en dos partes. En primer lugar, se realiza un análisis descriptivo del GPC para los seis programas de interés, utilizando tanto técnicas de estadística descriptiva básica como herramientas específicas para el análisis de datos espaciales (análisis exploratorio de datos espaciales, AEDE) con el objetivo de mostrar las fuertes (dis)similitudes del GPC en todas las partidas de gasto entre municipios vecinos. En segundo lugar, se presenta un análisis confirmatorio utilizando un modelo de regresión espacial para identificar los factores que inciden en la determinación del GPC incorporando en la modelización distintos efectos espaciales que se han mostrado como relevantes en el AEDE.

Los resultados del análisis descriptivo clásico muestran las fuertes correlaciones entre las distintas partidas de gasto. Por ejemplo, entre los gastos en educación y cultura se obtiene un coeficiente de correlación positivo y significativo cercano al 0,30. Por el contrario, el GPC en los programas de cultura y seguridad correlacionan de forma negativa con coeficientes de correlación inferiores a -0,10 para los tres años. En lo que se refiere al AEDE un detallado análisis del GPC de los municipios españoles muestra un claro patrón espacial en todas las partidas. Destacan los municipios pertenecientes a las comunidades autónomas de Cataluña y País Vasco donde muchos de sus municipios presentan un GPC superior al tercer cuartil de la distribución. En sentido contrario, en Galicia se observa una aglomeración de municipios con valores inferiores al primer cuartil. Estos resultados invitan a incorporar efectos espaciales en la modelización del GPC.

«Los municipios que son vecinos no desarrollan políticas aisladas. España es un mosaico de más de 8.000 municipios, la mayoría de ellos muy pequeños y el debate sobre la fusión de municipios locales está vivo en los círculos económicos españoles. Los resultados mostrados en este trabajo confirman que la fusión de municipios en España tendría un pequeño impacto en términos de distribución del gasto municipal».

Los resultados del análisis confirmatorio ponen de relevancia la importancia de diversos factores (indoor) que otras investigaciones han mostrado relevantes: factores políticos (p.ej. votantes de partidos en función de su ideología), factores demográficos (p.ej. estructura de la población por grupos de edad), económicos (p.ej. población desempleada) y geográficos (p.ej. densidad de población). La importancia de estos factores y su impacto en cada una de las partidas presupuestarias son discutidas con detalle, confirmando o refutando evidencias empíricas publicadas en otras investigaciones. El modelo básico que estima el GPC se enriquece al incorporar en la especificación factores espaciales (outdoor). Tres tipos de efectos espaciales pueden incorporarse en la modelización:

  • Los factores específicos de los municipios vecinos son determinantes en la distribución del presupuesto, señalando la importancia de las estructuras demográficas, socioeconómicas y políticas de los municipios vecinos en la determinación del gasto en el propio. Por ejemplo, un elevado porcentaje de población mayor de 65 años de los municipios vecinos incrementa el propio en gastos en servicios sociales.
  • Las autoridades locales toman en consideración las políticas de gasto de los municipios de su entorno. El GPC de los municipios vecinos incide en la determinación del propio en todos los programas. Esta similitud puede ser debida a mecanismos de cooperación entre municipios o al efecto de competición por comparación (yarkstrick competition).
  • Finalmente, también se identifican efectos espaciales de tipo residual en el modelo. Estas evidencias estarían en la línea defendida por otros autores quienes argumentan la presencia de comportamientos estratégicos en la distribución del GPC municipal. En este sentido, es posible que decisiones de carácter políticoestratégico alejadas de factores sociodemográficos o económicos induzcan efectos espaciales con signo negativo. Por ejemplo, si un municipio dedica una importante cantidad en el programa de seguridad es posible que no sea necesario que en su entorno se realice también un gasto elevado en este mismo programa y por tanto sea posible disminuir los gastos en seguridad manteniendo los mismos niveles de eficiencia.

En conclusión, nuestros hallazgos empíricos confirman que, en la práctica, los municipios que son vecinos no desarrollan políticas aisladas. España es un mosaico de más de 8.000 municipios, la mayoría de ellos muy pequeños y el debate sobre la fusión de municipios locales está vivo en los círculos económicos españoles. Los resultados mostrados en este trabajo confirman que la fusión de municipios en España tendría un pequeño impacto en términos de distribución del gasto municipal. Esperamos que nuevas evidencias permitan profundizar en esta cuestión.

Esta entrada es un resumen del artículo Efectos espaciales en el gasto público municipal. Evidencias en el período 2010-2012, publicado en el número 152 de Papeles de Economía Española. Puede acceder aquí al sumario y la descarga de la revista.

Comparte esta entrada